¿Quieres mantener un ambiente cálido en tu hogar? En Climas Gallegos te damos una serie de recomendaciones para que selecciones el sistema de calefacción ideal para tu hogar y oficina.

Calefacción eléctrica

Con este sistema se produce calor conectando un radiador a la red de electricidad a través de cualquier enchufe, hay dos tipos de sistemas de calefacción eléctrico: móviles y fijos.

Ventajas
Produce calor sin generar residuos ni olores
Costo de mantenimiento económico
Los sistemas de calefacción eléctricos son económicos, depende de la marca
No lleva combustible, solo electricidad
Son equipos que se calientan rápido, y después de desconectarse mantienen el calor

Desventajas

No son ideales para espacios grandes
Al calentarse muy rápido, hay que tener cuidado de no quemarse

Calefacción a gas

Es un sistema de calefacción que debe instalar un profesional, debido a que lleva varios sistemas, tubos y calderas.  

Ventajas

La calefacción de gas es bastante limpia y segura
Ideal para espacios grandes
La generación de calor dependerá del tipo de caldera, entre más potente más calor generará

Desventajas

Para la instalación, se necesita de obra mayor
Costos de mantenimiento e instalación son caros

Calefacción de suelo radiante

Es un sistema que se instala debajo del suelo del inmueble, y consiste en la expansión del calor de abajo hacia arriba.

Ventajas

Sistema de calefacción económico, cómodo y limpio
No genera residuos

Desventajas
Es un sistema muy costoso, ya que para la instalación se necesita de grandes obras
Mantenimiento costoso

Calefacción bomba de calor

Estos sistemas funcionan con máquinas que transforman el aire frío en caliente a través de electricidad.

Ventajas

Sistemas de calefacción limpios
Mantenimiento accesible
Tiene doble función, se puede utilizar para generar aire caliente y frío

Desventajas

No se puede utilizar en lugares fríos